14:54
0

Volvió a entrenarse antes de visitar a Quilmes


Jugadores de la Ribera retomaron las prácticas en la tarde de ayer. Hoy repetirán la actividad por la mañana. De cara al Cervecero, Fioretto podría reemplazar a Sánchez Paredes.

La victoria lograda días atrás en suelo mendocino ante Independiente Rivadavia quedó ya como anécdota para el plantel de Boca Unidos, que retomó ayer los entrenamientos pensando en lo que será el segundo choque del año en la B Nacional, cuando visite, el próximo domingo, en Buenos Aires, a Quilmes, en el inicio de la segunda rueda.
En la primera jornada de la semana predominaron los trabajos recreativos para aquellos jugadores que participaron del juego en Mendoza, mientras que el resto del plantel realizó una actividad más intensa a las órdenes del preparador físico. Las tareas se llevaron a cabo en el predio de la entidad de la Ribera en el barrio 17 de Agosto, en tanto que hoy, en horario matinal y en el mismo espacio, el plantel volverá a trabajar.
En cuanto a la labor futbolística, se estima que la dupla técnica integrada por Claudio Marini y Luis Medero dispondrá recién de esa actividad mañana o el jueves, máxime teniendo en cuenta que el compromiso por la vigésima fecha ante el Cervecero será recién el domingo por la noche.
En este aspecto, y en comparación con el equipo que venció a Independiente Rivadavia, los técnicos deberán buscar una variante ante la ausencia obligada en el mediocampo, ya que Diego Sánchez Paredes llegó a la quinta tarjeta amarilla.
Entre los nombres que aparecen como alternativa dentro de la línea media, se podría suponer que Nahuel Fioretto aparece con chances de ocupar ese lugar, aunque el propio jugador se encargó de aclarar en declaraciones radiales que no esta en su plenitud física para estar del comienzo ante Quilmes.
“Estoy recuperado de la lesión que me marginó del equipo a fines del año pasado, pero mi pretemporada no fue igual a la de mis compañeros, ya que no la pude realizar en plenitud. Creo que eso me juega en contra para poder estar en un ciento por ciento”, afirmó el volante, autor del tercer gol de Boca Unidos en Mendoza, y agregó que “de igual forma me siento bien. Si los técnicos disponen que esté desde el comienzo el próximo domingo, haré mi aporte de la mejor forma”.
Habrá que esperar la decisión de los técnicos de cara al próximo partido, ya que, al igual que Fioretto, el correntino Oscar Gómez también aparece con chances de conformar la línea media de Boca Unidos.

Fuente: La Republica

0 comentarios:

Publicar un comentario