La noche fría de Florencio Varela vaticinaba un encuentro difícil para Almirante Brown. Hacía 25 años que el aurinegro no gana en el Sur del Gran Buenos Aires, y poco pudo hacer en un partido chato, mal jugado, y en el que sufrió mucho para llevarse al menos un punto a Isidro Casanova.

El primer tiempo fue el que se esperaba en el "Tito" Tomaghello. Almirante salió a esperar a su rival, que sin demasiados recursos le generó muy poco peligro al equipo de Giunta. El visitante optó por salir de contra siempre que pudo, aprovechando la velocidad de Chávez y Acosta por los costados. Siempre que intentó, llegó y con claridad al arco de Pellegrino.

Cristian Chávez tuvo la jugada más clara de la primera parte, en la que quedó mano a mano con el arquero del Halcón pero definió cruzado y desviado al palo izquierdo de Pellegrino. Defensa y Justicia no tuvo llegadas, frente a un Almirante que cubrió bien los costados con Garré y Filipetto, que sobre el final de la primer etapa se iría reemplazado por Gabriel Díaz.

La segunda etapa trajo un regalo para Almirante. A los tres minutos, García aprovecharía un error del fondo de Defensa y Justicia y asistió a Chávez que sólo la empujó para abrir el marcador. Con el gol, el Mirasol se metió aún más atrás de lo que estaba en la primera parte y aguantó los ataques de Defensa como pudo, convirtiendo a Gastón Losa en figura excluyente del encuentro.

Primero lo tuvo Córdoba, luego Julio Rodriguez. Losa salvaba a Almirante Brown, pero el gol se veía venir. A los 25, el ingresado Gonzalo Díaz remató de afuera del área y el balón dio en un palo. El rebote le quedó a Rolando García que marcó el merecido empate para Defensa y Justicia. Poco conforme con el gol, el Halcón fue por más y arrinconó a Brown frente a su arco, que defendió con todas sus líneas en su campo como pudo hasta el final. Entre Losa y la defensa de Almirante, que muestra mejoras a pesar del gol recibido, sostuvieron el empate hasta que finalizó el encuentro.

Almirante se trajo un punto caído del cielo. Podría haberlo ganado ante un rival modesto, pero se conformó con un solo gol de ventaja, no pudo sostener el resultado y por poco se queda sin nada. Ahora viene Gimnasia de Jujuy, un rival que busca ser protagonista y que se la va a hacer difícil en el Fragata Sarmiento.

Fuente: Solo Ascenso

0 comentarios:

Publicar un comentario