Así es el fútbol actual, el de hoy. Cada vez que se inicia un proceso (proyecto para algunos), el mismo tiene un espejismo cercano que refleja un objetivo. Pero esta meta muchas veces no es impuesta por el nuevo desafío, sino más bien por experiencias pasadas. Como el caso del presente de Patronato en la Primera B Nacional, donde muchos desde su inicio-amén de que ahora lo nieguen-se propusieron estar en la pelea, luchar por los puestos de vanguardia, lugares desde donde se despidieron hace ya un tiempo no por méritos de sus rivales, sino muchas veces por deficiencias propias.
Y así se recala en este nuevo mensaje, el acorde a una campaña “decorosa”, lo que sería la conquista de 56 puntos, siempre bajo la sombra de Marcelo Fuentes, quien consiguió hasta aquí la mejor temporada del Negro en la categoría de ascenso. 
Nadie dice que no fuese aceptable este número de unidades en su tercer año en la máxima división de ascenso. Lo que si hay que aceptar y sobre todo, hacer memoria, es que los objetivos se plantean desde el inicio y no, variando en el transcurrir del camino. 
Ahora bien. En caso de ser esa la propuesta planteada para la presente campaña. Cómo se justifica el armado de este plantel, donde se reforzó-a priori-muy bien en todas las líneas, a excepción de ese nueve goleador, quien recién arribó en la fecha 20, como César Carignano. Sin dudas que por nombres, jerarquía, experiencia, esta plantilla debería aspirar a más, siendo que varios equipos con menor presupuesto, menos cantidad y calidad de individualidades, miran desde arriba al Negro. Claro, en una categoría tan pareja con la chapa no se gana, y si se consigue mucho con hambre de gloria deportiva que debe tener un futbolista, algo que sin dudas le sobra a Sarmiento-por ejemplo- y le falta a otros. 

LO QUE SE PERDIÓ Y GANÓ. Muchas expectativas había en torno a este plantel en el inicio del torneo. Un esquema ambicioso, con nombres rutilantes y la idea de ser protagonista-tanto en cada encuentro como en el campeonato- encontraron el arranque de Patrón en esta su tercera temporada en la máxima división de ascenso. 
Sin embargo el rumbo no fue el esperado. Cinco derrotas en siete fechas, con 15 goles recibidos, hicieron replantear las cuestiones. Aquel equipo anheloso del comienzo, se transformó en un rival cauteloso, con orden, aunque escaso en su juego, pese a que los resultados comenzaron a dársele. Así llegaron seis cotejos con sumatoria, con 4 victorias y 2 empates, en lo que parecía ser el repunte esperado. 
Sin embargo un baldazo de agua enfrió el momento del equipo, con una derrota inesperada ante Nueva Chicago, de local, en una pobre imagen en todo aspecto. Desde allí cuatro empates que preocuparon, no por el hecho de no ganar, sino por la cantidad de puntos como local que se dejaron en el camino. 

AÑO NUEVO, ESPERANZAS NUEVAS. Un empate en el inicio de este 2013 prendió una alarma en Patronato, no solo por un resultado inesperado, sino por ser nuevamente en su casa, ante un rival inferior (al menos para las pretensiones de este plantel paranaense) y con un volumen de juego escaso. 
Pero esa aprensión pudo sobrellevarse con dos victorias venideras, nuevamente en Paraná la primera (Douglas Haig), y con un gran juego colectivo y avasallador en la segunda (Crucero del Norte). 
Ese fue quizás el pico más alto en donde se vio parado el equipo y donde muchos (me incluyo) se ilusionaron y comenzaron a pensar en más, sacando números, haciendo cálculos, con algo que jamás llegaría. A eso claro se sumó una racha de ocho encuentros sin recibir goles, haciendo de su defensa el mayor fuerte desde donde partiría este plantel. 
Pero, no todas fueron buenas. Luego de esa luz de esperanza devinieron seis ráfagas tenebrosas (con 4 empates y dos derrotas), con poco fútbol, escasos goles (2) y sobre todo dudas. Incertidumbre sobre lo que puede pasar, sobre lo que viene, sobre lo que es capaz de hacer y conseguir este plantel y, más que nada, inseguridad en el apoyo o no a este proceso. 
Un proyecto que prometió, en base a aciertos y desaciertos, más de lo que cumplió porque, amén de que resten 11 fechas en juego y se pueda superar la temporada anterior, siempre se pensó estar posicionado en este entonces en otro lugar. 
Es momento de que cada uno (cuerpo técnico, jugadores, dirigentes y hasta propios hinchas) rebobine, recapacite y sobre todo, se replantee lo mejor para la institución, quien crece a pasos agigantados en algunas cuestiones, y retrocede en otros aspectos. 

La vuelta 
Hoy desde las 9, en el estadio Presbítero Bartolomé Grella, el plantel Rojinegro retornará a los trabajos en vistas al compromiso del domingo, desde las 19, ante Deportivo Merlo por la fecha 28. 

Lo que resta 

28ª Fecha Deportivo Merlo (L) 
29ª Fecha Sarmiento (V) 
30ª Fecha Boca Unidos (L) 
31ª Fecha Huracán (V) 
32ª Fecha Banfield (L) 
33ª Fecha Nueva Chicago (V) 
34ª Olimpo (L) 
35ª Atl. Tucumán (V) 
36ª Instituto (L) 
37ª Indpte Rivadavia (L) 
38ª Alte. Brown (V) 

EL DATO 

Al igual que en la previa al inicio de cada semana, la dirigencia de Patronato se reunió a ultima hora de ayer, para analizar la agenda semanal. Según pudo consultar EL DIARIO a un miembro de la comisión directiva, no sería tema principal tratar la continuidad o no del cuerpo técnico, aunque si se realizaría un balance en cuestiones netamente deportivas. 

Números, tediosos para algunos, determinantes para otros 


TEMPORADA 11/12 
(DT, Marcelo Fuentes) 
* En 27 fechas, acumuló 34 unidades 
*En dicha cantidad de jornadas, sumó 8 victorias, 10 empates y 9 caídas 
* Le anotaron la misma cantidad de lo que convirtió 28 G/F, 28 G/C 
*Como local, ganó 8 encuentros (Defensa y Justicia, Atlanta, Gimnasia de Jujuy, Deportivo Merlo, Huracán, Gimnasia La Plata, Instituto y Brown de Madryn) 
* En su estadio perdió dos veces (Atl. Tucumán y Sportivo Desamparados) 
* En Paraná logró 3 empates (Boca Unidos, Independiente Rivadavia y Chacarita) 
* Como visitante no ganó 
* En la condición de visita, cayó en siete oportunidades (Desamparados, Brown de Madryn, Alte Brown, Aldosivi, Central, River y Boca Unidos) 
* Mientras que afuera de Paraná consiguió 7 empates (Gimnasia La Plata, Instituto, Quilmes, Ferro, Defensa y Justicia, Atlanta y Gimnasia de Jujuy) 
* En Paraná, acumula 27 unidades (8v, 3e y 2d) 
* Como visitante suma 7 puntos (todos empates) 
* En las últimas 11 fechas, el plantel de Marcelo fuentes sumó 22 puntos de 33 en juego (un 61 por ciento) 


TEMPORADA 12/13 
(Medero-Marini) 
* En 27 fechas, 36 puntos en su haber 
*En las jornadas disputadas, suma 9 victorias, 9 empates y 9 derrotas 
* Le convirtieron más de lo que anotó (27 G/F, 28 G/C) 
* Como local, ganó 4 cotejos (Defensa y Justicia, Central, Huracán y Douglas Haig) 
* En Paraná, perdió 4 encuentros (Crucero del Norte, Aldosivi, Nueva Chicago y Gimnasia La Plata) 
* En su estadio empató 5 partidos (Sarmiento, Atl. Tucumán, Almirante Brown, Ferro y Gimnasia de Jujuy) 
* Como visitante ganó 5 (Ferro, Deportivo Merlo, Boca Unidos, Indpte Rivadavia y Crucero del Norte) 
* Fuera del Grella cayó en cinco oportunidades (Douglas Haig, Gimnasia de Jujuy, Gimnasia de La Plata, Instituto y Central) 
* En tanto que afuera igualó 4 cotejos (Banfield, Olimpo, Defensa y Justicia y Aldosivi) 
* En Paraná suma hasta el momento 17 puntos (4v, 5e y 4 d) 
*Fuera de su casa, acumula 19 unidades (5v, 4e y 4d) 
* En las últimas 11 fechas, el plantel de la dupla deberá sacar 20 unidades de 33 en juego (más del 60 por ciento), para alcanzar al menos la última campaña, sin superarla.

0 comentarios:

Publicar un comentario